domingo, 5 de febrero de 2012

Lenguas negras

A F.A. , agradeciendo el cabreo del que surge el desahogo,

a ti, que crees saberlo todo


Recorren lenguas negras

los cuatro recovecos del espacio.

Intrigas que se encajan

se adhieren firmes a mi espalda


¿Me conoces?

¿sabes quién soy entre este ruido atroz de la semana?

No te has parado a preguntar de donde vengo

y aun así te atreves a juzgarme,

levantas tu dedo sucio de embustero

señalas sin piedad a quien envidias.


Duermes tranquilo y a veces solo;

si alguien se atreviera

que venga a tumbarse entre la mierda

porque es donde te gusta acomodarte

en esta sociedad que te mantiene.


Me dan ganas de vomitarte tanto

que no sé si comer o hacer ayuno

pero fijo que tengo que abstenerme

de caer en esta trampa tuya


Si de verdad supieras lo que importa

morderías esa lengua

y te irías de este mundo cual serpiente:

encantada en retorcerse,

estirada cuando mide a su víctima,

arrastrándose en la huída eterna.


Puedes cambiar de piel que no me engañas,

eres un pobre diablo de la noche

sin nada más que hacer que reinventarse

las vidas de la gente con mentiras.


Libéranos, por Dios, de tu presencia,

haz algo original y divertido,

que sí, te estoy pidiendo que te mueras.


7 comentarios:

Anónimo dijo...

madre ... si que es duro ...no quiero ni saber por quien va

Rosa dijo...

Es duro sin duda mi niña, pero seguro que tiene su por qué y si ese por qué te ha hecho escribir ésto, démosle las gracias por haberte inspirado estos versos: "Recorren lenguas negras cuatro recovecos del espacio. Intrigas que se encajan...", o ese final no por duro, menos bueno.

Un abrazo corazón. Otro finde encantador como la vida misma...

Manuel dijo...

Que no, que Rosa es demasiado buena. De dar gracias nada. Auqnue el poema sea tan bueno.

Querida: al enemigo ni agua.

¿Ves como al final salió bueno?.

Un beso.

La Solateras dijo...

Un vómito liberador, sin duda. Es una buena terapia poner en palabras la rabia y darles forma de poema, lo sé por experiencia.

¿A que te has quedado a gusto?

Y el poema es fantástico.

Besazos

Sekhmet dijo...

Quevedo vs Góngora, round 1... Fight!
¡Jeje! Es una pequeña bromilla, pero sabes que algo de razón tiene.
Muy buen poema, tal y como nos tienes acostumbrados, aunque ahora suenes dura y justiciera :)

ALEJANDRO PÉREZ dijo...

"No te has parado a preguntar de donde vengo y aun así te atreves a juzgarme,levantas tu dedo sucio de embustero señalas sin piedad a quien envidias". Qué buen retrato en esos versos, Pilar, de una secuencia a la que por desgracia nos enfrentamos con frecuencia. Me ha gustado.

Enhorabuena. Besos.

Alex

Dorchy Muñoz dijo...

Me encanta Pilar estamos sin duda asistiendo al crecimiento de una gran poeta, una gran mujer y una gran persona: paso a publicarlo en mi espacio web, si por alguna razón no deseas que esté publicado allí junto al último de tu tío me lo dices y lo elimino en el momento. Besos, pasa una hermosa semana. Amador